NOTES‎ > ‎

EL LEGADO DE LAS NUEVAS REGLAS 2017

En los primeros días de enero de 2018 se aprobaron todas las reglas que se probaron en el alto handicap en el 2017.

El reglamento de polo, pese a que tiene más de 100 años de historia, no ha sufrido grandes modificaciones, pero el Polo ha cambiado muchos sobre todo en los últimos años, merced a que canchas y caballos y el profesionalismo han permitido que los jugadores tengan un mayor control de la bocha.

La nueva dirección de la Asociación Argentina de Polo esta mostrando su decisión de lograr un polo más rápido y con menos interrupciones y lo esta logrando.

Lo que más gusto fue evitar el throw in por la salida de la bocha en tablas.

Con la eliminación del juego lento hay un mensaje muy claro, el arbitro no debe permitir al jugador que baje la velocidad, que busque foul, y que no tenga intención de jugar. El arbitro tendrá que advertir y expresarse durante el juego. Esto es muy actual y exige al arbitro a dirigir el partido y no sólo pitar faltas. Esto da a la apertura a que se puede tener en cuenta antes de dar una falta si el jugador realmente tenía intención de jugar.

Otra medida clara de agilizar el juego es la eliminación del bloqueo en las formaciones fijas, quizás sea el comienzo del fin del bloqueo (jugador que impide a otro rival a que marque a su compañero).

Hubo dos cambios no escritos en el reglamento que vale la pena analizar porque marcan el comienzo o no, de grandes cambios en este deporte:

Ø   Throw in no hay foul: ya que no hay peligro al estar todos los caballos detenidos.

 Se puede jugar a baja velocidad sin línea, y sin peligro. Esto es maravilloso! Esto es una realidad que se puede empezar a aplicar en muchos momentos del juego.

Ø   No se cobrará foul en los casos en que se llegue primero a la pelota y se cruce la línea con distancia y/o sin riesgo: Si el jugador cruza sin peligro, llega antes cruzado puede jugar, el jugador que viene detrás NO puede seguir acelerando porque provocaría peligro, solo puede ir a pelear la pelota sin chocar. El que choca pudiendo evitarlo es foul. Y si el jugador que delante se está dando vuelta, hay que reducir la velocidad.

Se puede jugar mirando lo que sucede delante, y terminar con la idea de que el jugador va por una autopista (línea) sin frenos y sin luces, a los gritos reclamando falta. El que llega primero a la bocha marca el ritmo, y no se puede seguir acelerando para pasarlo por arriba.

Es un comienzo de empezar a darle más derechos a el jugador que tiene la bocha y no darle derechos al jugador que va en la línea y que llega después con el único objetivo de obtener un foul. Llegar antes implica, jugar más rápido, en contraposición de antes que el que subía a la línea ya no tenía más apuro.

Cuando hay poco ángulo, sobre todo entrando en  la línea, lo que importa es quien llega antes, empezamos a dejar de medir ángulos que suele traer discusiones. Se puede jugar sin solo pensar en el derecho a la línea. Hay que dedicarse a jugar y no levantar el taco.

Hasta ahora el resultado obtenido fue muy positivo, es un buen comienzo, pero tendrá mucha importancia la difusión, continuidad y aplicación de estas nuevas reglas.

Se ha dado un paso gigante con las nuevas reglas porque se están intentando cambios, que parece ser que NO son parches, como en otras oportunidades.

Pareciera que la nueva dirección de la Asociación sabe que es lo que quiere.   Habrá que ver como evolucionan, que continuidad y aplicación se le dan a los cambios, estamos ante una oportunidad única de mejorar radicalmente este deporte, esperemos aprovecharla.